Los almacenes de los lugares son unos lugares llenos de sorpresas. En los últimos años se han hecho exposiciones a partir de las obras que se encuentran guardadas en las reservas. Así ha sucedido con la extraordinaria muestra «La Caja Entrópica» del Museu Nacional d’Art de Catalunya, en la que el artista Francesc Torres examinó y agrupó las piezas de los fondos con su particularidad mirada. O en la exposición «Almacén» del Museo Nacional de Escultura de Valladolid, que mostró obras inéditas. Además, en esta última se pidió a los visitantes e internautas que escogieran una obra de la exhibición para que formase parte de la colección permanente.

El Museu entra a casa Museus d'Olot
Fotografía de la exposición «El Museu entra a casa»
Imagen de la página de Facebook de los Museus d’Olot

Arte del almacén a la residencia de mayores

En los Museus d’Olot también han mirado hacia su almacén de obras arte. Pero no han sido los ojos de los profesionales quienes lo han hecho, sino sus ilustres vecinos, los usuarios de una residencia de mayores.

La directora de los Museus d’Olot explica en el vídeo que ilustra la iniciativa titulada “El museu entra a casa”. “Hacía tiempo que le dábamos vueltas a trabajar con la gente mayor, son nuestros vecinos más próximos. Ha surgido este proyecto que es artístico, participativo con la gente mayor. Lo que hacemos es que el museo salga a la calle, abra las puertas a sus vecinos, que es la gente mayor.

Visita a los almacenes de los Museus d'Olot
Visita a los almacenes de los Museus d’Olot
Imagen de la web de los Museus d’Olot

Un proyecto que conecta el museo con sus vecinos

En abril de 2021 comenzó a desarrollarse esta iniciativa. Se seleccionaron 13 participantes de la residencia de Montsacopa y del geriático de La Caritata, ambas en la capital de la Garrotxa. En pequeños grupos burbuja bien controlados, los usuarios pudieron visitar los ricos almacenes de los Museus d’Olot. Allí, acompañados de los técnicos de la institución cultural, los mayores pudieron observar las obras de arte y seleccionar una cada uno.

Los técnicos del museo se encargaron de llevar la pieza escogida a la casa de los mayores. Allí permaneció 24 horas, acompañando a los participantes. El fotógrafo Pep Sau se encargó de capturar estos deliciosos momentos con su cámara, con la gente acogiendo en sus habitaciones o en sus espacios comunes esculturas de Miquel Blay o cuadros de Josep Berga i Boix.

 Fotógrafo Pep Sau Museus d'Olot
El fotógrafo Pep Sau retratando a los mayores con su obra elegida
Imagen de la web de los Museus d’Olot

La exposición de “El Museu entra a casa”

Si el proyecto de “El museu entra a casa” se hubiera quedado en ese punto de llevar el arte a las residencias, ya habría sido una iniciativa maravillosa. Pero se ha querido ir más allá.

Así, las fotografías de Pep Sau, que documentaban las obras en las residencias, se han trasladado a un gran formato. Hasta el 29 de agosto cuelgan en las paredes del Hospici y de la residencia Montsacopa.

Exposición de las fotografías de "El museu entra a casa"
Exposición de las fotografías de «El museu entra a casa» Imagen de la web de los Museus d’Olot

Las lonas, además de presentar una foto del proyecto, se acompañan de unas palabras de la gente mayor. En ellas cuantan el motivo de la elección de la pieza. Son las frases que han recogido los técnicos del museo en el paseo por el almacén, pero también el fotógrafo en el momento en que estuvo haciendo las instantáneas de las personas rodeadas de arte en sus casas.

La necesidad de llevar el arte a los mayores

Desde marzo de 2020 el coronavirus ha cambiado nuestras vidas. Para la gente de más edad ha sido terrible: muchos de ellos han perecido ante la COVID. La protección frente al virus a llevado a un necesario aislamiento que, si bien ha defendido a los más vulnerables, les ha alejado del contacto con sus seres más queridos.

Por eso hay que aplaudir las iniciativas que están preparadas para ellos, como son las de los Museus d’Olot. Me recuerda a la que realizó en el verano de 2020 el Rijksmuseum, que llevó a residencias de mayores y a hospitales una réplica de La ronda de noche de Rembrandt.

Más iniciaciativas de Olot con el público

Como se puede apreciar, la iniciativa de “El museu a casa” de los Museus d’Olot es extraordinaria. Sin embargo, no se trata de un proyecto solitario, ya que entra dentro de un conjunto de actividades en las que el museo cuenta con el público.

Hace unos meses tuvo lugar la exposición «El museu ets tu», donde los ciudadanos tenían la oportunidad de escoger una obra de los almacenes y exponerla, ofreciendo una visión auténtica del museo de la gente.

Este proceso participativo continúa con la exposición “El museu: un canvi de mirada”. En esta se presenta la nueva línea de trabajo de los museos para los próximos años. Continuará el proceso participativo en la institución, con el museo como centro socializador donde vivir y compartir experiencias.

Desde luego, con proyectos como “El museu a casa” se consigue convertir el museo en un lugar increíble en el que suceden cosas buenas, beneficiosas para la sociedad.

¿Te ha gustado esta lectura? Suscríbete para recibirlos próximos artículos en tu correo

* indicates required

Deja un comentario