El arte caligráfico de Ōtagaki Rengetsu en el Monestir de Pedralbes

El Monestir de Pedralbes es uno de los espacios arquitectónicos y artísticos más interesantes de Barcelona. Esto se manifiesta en su magnífico y elegante claustro está considerado como el más grande en estilo gótico. O en el ciclo pictórico de la Capilla de Sant Miquel Ferrer Bassa introdujo en la península los nuevos modos de hacer de la pintura del Trecento. O incluso en la estupenda colección de arte, con piezas de primer orden que van de la Edad Media al siglo XX.

El Santo Sepulcro de la Capilla de Sant Miquel ©Monestir de Pedralbes

Exposiciones sobre mujeres artistas en un espacio espiritual

A pesar del magnífico patrimonio que atesora, en el Monaterio de Pedralbes se enriquecen con exposiciones temporales de carácter singular. Así pudimos comprobarlo en una convocatoria con prescriptores culturales de la mano del comisario de la muestra y acompañados de la directora del Monasterio de Pedralbes, que nos mostró lugares cerrados a la visita, como la celda de Teresa de Cardona.

Uno de los objetivos expositivos de la institución, según explicó la directora Anna Castellano, es el de organizar exposiciones de artistas mujeres cuya obra nazca de la religiosidad, de la espiritualidad o de alguna otra forma de introspección y reflexión interna. Este tipo de producciones encajarían en un espacio que fue creado y gestionado por una comunidad religiosa femenina con mucho poder y una alta formación cultural.

La última obra de Charlotte Salomon expuesta en el Monasterio de Pedralbes

En esta línea en 2018 acogieron la muestra “¿Vida? ¿O teatro?” de la creadora judía Charlotte Salomon. Ahora dan paso a la obra de una artista japonesa del siglo XIX: Ōtagaki Rengetsu en la exposición «Luna de Loto».

Vida o Teatro de Charlotte Salomon en el Monasterio de Pedralbes

Una vida ligada a la espiritualidad budista

Ōtagaki Rengetsu (1791-1875) se movió toda su vida en torno a la ciudad japonesa de Kyoto. A los 33 años, después de una vida de sufrimientos en la que perdió a dos maridos y a sus cuatro hijos, renunció a su vida secular y se convirtió en una monja budista. Es en ese momento cuando se cambia su nombre de nacimiento, Nobu, por el de Rengetsu, que significa Luna de Loto.

Como monja budista se dedicó a la contemplación que requería su condición. Y lo hizo a través de actividades entroncaban dentro del espíritu de reflexión propio del budismo, como se refleja en su obra. De este modo fue poeta, maestra de artes marciales, calígrafa, ceramista y pintora.

Pero, ante todo, Ōtagaki Rengetsu fue una excelente poeta que trabajó los poemas en forma de caligramas en diferentes superficies. El género que cultivó es el waka, con un número de sílabas concreto por cada verso, que funcionan con un ritmo propio.

En la visita hay la posibilidad de leer los poemas traducidos de cada objeto presentado, adaptando la métrica y el lenguaje al original de la artista japonesa.

Obra en cerámica para los hogares de Kyoto

El co-comisario de la exposición, Ricard Bru, también recuerda que su obra en cerámica permitía a Ōtagaki Rengetsu mantener su economía del día a día.

Se cree que creó decenas de miles de piezas a lo largo de su longeva vida, con muchísimo éxito entre sus vecinos de Kyoto. De hecho, en la exposición se ha recreado con la museografía el ambiente de una casa japonesa, con sus estanterías rectas y ordenadas ocupando las paredes: sobre ellas se han expuesto las cajas de los coleccionistas privados en las que conservan desde hace décadas las pequeñas piezas de Rengetsu.

Lo que caracteriza la producción cerámica de Rengetsu es la decoración de las pequeñas piezas con poemas. Cada una de ellas cuenta con un caligrama que llama a la meditación y la reflexión de la persona que la usa.

Por otro lado, gran parte de los objetos cerámicos de Rengetsu expuestos en el Monestir de Pedralbes se realizaron a mano por la monja. Se detecta la fuerza de los dedos sobre el barro, algo que no veríamos en una obra de un ceramista profesional, que la consideraría incompleta. Sin embargo, dentro del pensamiento budista estas imperfecciones, estas huellas, eran representación del proceso necesario para concebir un trabajo.

Sus objetos de cerámica están pensados para las actividades domésticas de mayor ceremonial, de manera que las piezas pasaban de generación en generación hasta nuestros días. Rengetsu se especializó en las piezas de la ceremonia de té nipona.

Pieza de cerámica de Ōtagaki Rengetsu con su caja
©Monestir de Pedralbes

Obras en papel: caligramas en dibujos

En “Luna de Loto” del Monestir de Pedralbes se muestra también la obra gráfica de Ōtagaki Rengetsu. En su mayoría, son obras realizadas en colaboración con otros artistas: Rengetsu ilustra el dibujo de otro autor con sus caligramas decorativos, que encajan perfectamente en el diseño global.

Así, Rengetsu imita los movimientos de los pájaros, el de la caída de las flores del cerezo o la verticalidad del bambú en las líneas de sus poemas. El dibujo y el texto se entrelazan para crear una obra total y reflexiva, sencilla en la forma pero compleja en el fondo.

Dibujo con un caligrama de Ōtagaki Rengetsu
©Monestir de Pedralbes

Una exposición única de arte japonés

“Luna de Loto” trae por primera vez a Europa a una de las artistas más reconocidas del arte del caligrama en Japón. Sus obras aparecen en los libros de historia y en los manuales de arte del país nipón, como un referente del arte y de la espiritualidad japonesa.

Para introducirnos en el arte de la monja budista, el Monasterio de Pedralbes ha convertido los antiguos espacios en los que vivían las monjas en un ambiente privado japonés. El resultado: la obra espiritual y contemplativa de Ōtagaki Rengetsu encaja perfectamente dentro de los muros góticos.

En definitiva, “Luna de Loto” permite acercarnos a una producción poco conocida en Europa del arte japonés. Más allá de las estampas japonesas, de armaduras de samurais o de producción textil, existe una obra donde la palabra y la poesía arma la decoración de la cerámica y el dibujo, para dotar cada pieza de una nueva dimensión contemplativa.


La Luna de Lotus. Exposición de la obra de Ōtagaki Rengetsu.

En el Monasterio de Pedralbes de Barcelona hasta el 17 de abril.

¿Te ha gustado esta lectura? Suscríbete para recibirlos próximos artículos en tu correo

* indicates required

Deja un comentario